fbpx

Solucionan el problema del número 42 que desconcertó a científicos durante décadas

El número 42 cogió popularidad gracias a la novela de ciencia ficción «La guía del autoestopista galáctico» donde Douglas Adams trataba la respuesta concluyente sobre la vida del Universo a través de un superordenador de Pensamiento Profundo que le permitió pensar durante 7.5 millones de años.

En su publicación en el 1979, muchos seguidores disputaron sobre el sentido que tenía la selección de ese número, aunque Douglas admitió años después que escogió el 42 como parte de una burla que no tenía explicación lógica.

En la realidad, este número conmovió a los matemáticos desde mediados del s.XX. Además, hasta hace poco era una de las dos únicas cifras que no tenía solución en un ejercicio de una ecuación diofantina, la cual sugiere si se pueden conseguir todos los números del 1 al 100 como resultado de tres cubos. El otro enigma era el número 33. 

Aunque algunas de dichas ecuaciones son fáciles de averiguar, quedó demostrado que 4,5,13 y 14 no tienen solución.

Enigma resuelto

La Universidd de Bristol, en Inglaterra, ha hecho público que un grupo dirigido por el profesor experto Andrew Booker ha conseguido junto con el profesor de matemáticas del MIT, Andrew Sutherland, descifrar este problema.

Para ello tuvieron que requerir a Charity Enginge, un método que usa la energía de más de 500.000 ordenadores hogareños mientras no están activas, y que, después de calcular durante más de un millón de  horas, finalizaron que el problema diofantino de 42 es sumar los cubos de estas incógnitas : x = -80538738812075974, y = 80435758145817515 y z = 12602123297335631.

 

Botón volver arriba