fbpx

Combinación de antipalúdicos y antibióticos podría reducir duración de COVID-19

Investigadores franceses realizaron el estudio en 30 pacientes

Un nuevo estudio cuyos resultados fueron publicados en el International Journal of Antimicrobial Agents ha encontrado evidencia temprana de que la combinación de hidroxicloroquina, un popular medicamento contra la malaria, y el antibiótico azitromicina podrían ser efectivos en el tratamiento del coronavirus COVID-19 y en la reducción de la duración del virus en pacientes.

Los investigadores realizaron un estudio en 30 pacientes confirmados con COVID-19, tratando a cada uno con hidroxicloroquina por sí solo, una combinación del medicamento con el antibiótico, así como un grupo de control que no recibió ninguno. El estudio se realizó después de que los informes de tratamiento de pacientes chinos indicaran que este combo particular tenía eficacia para acortar la duración de la infección en los pacientes.

La combinación de pacientes en el estudio incluyó a seis que no mostraron síntomas en absoluto, así como a 22 que tenían síntomas en el tracto respiratorio superior (estornudos, dolores de cabeza y dolor de garganta, y ocho que mostraron síntomas en el tracto respiratorio inferior (principalmente tos). 20 de los 30 participantes en el estudio recibieron tratamiento, y los resultados mostraron que, si bien la hidroxicoloroquina fue eficaz por sí sola como tratamiento, cuando se combinó con azitromicina, fue aún más efectiva y por un margen significativo.

www.alainet.org

Estos resultados representan un estudio limitado con un pequeño número de pacientes, pero son prometedores, especialmente cuando se combinan con informes anteriores de pacientes en China con las mismas opciones de tratamiento. Los investigadores de todo el mundo están probando una serie de posibles tratamientos, incluida una gama de medicamentos utilizados previamente en los esfuerzos para combatir el Ébola, el SARS, el VIH y otros brotes mundiales.

No hay tratamientos efectivos confirmados específicamente para COVID-19 hasta la fecha, pero los reguladores e investigadores médicos de todo el mundo están trabajando arduamente para superar el proceso de pruebas y aprobaciones en busca de algo que al menos pueda reducir la duración o la gravedad de los síntomas en los pacientes. El desarrollo de la vacuna también está en marcha, pero cualquier vacuna aprobada y efectiva de COVID-19 está al menos a 12-18 meses de distancia.

Botón volver arriba