fbpx

Misión Antares lista para partir con provisiones

El cochete llevará consigo a la nave de carga Cygnus que transportará multiples dispositivos cientificos para los astronautas

Este sábado, 2 de noviembre, será enviado al espacio exterior el cohete denominado como Antares, el cual llevará a la Estación Espacial Internacional un conjunto de suministros para la tripulación y una carga de materiales científicos. Esta misión será lanzada desde la sede de la NASA en el estado Virginia, Estados Unidos.

Al cohete, el Northrop Grumman Antares, estará acoplada una cápsula espacial de carga que ha sido llamada los científicos de la Administración Nacional de Aeronáutica y del Espacio (NASA) como Northrop Grumman Cygnus y que contendrá en su interior de manera aproximada un total de 8,200 lbs (3.700 kilogramos) en suministros y hardware.

Cabe destacar la importancia de esta misión de reabastecimiento encabezada por la NASA a través del Antares y es que no solo serán enviados suministros para tripulación, sino que además la cápsula de carga transportará un conjunto de equipos y experimentos, que tienen como objetivo el desarrollo de de investigaciones en ámbitos como la aplacamiento de la radiación y el reciclaje de materiales.

Este será el nuevo chaleco antirradiación de la NASA (wireduk)

Radiación Espacial

Los viajes al espacio profundo poseen intrínseco un elemento de peligro para los astronautas que se embarguen en este tipo de misiones lejanas. Lo que ocurre es que es inevitable, hasta los momentos, la exposición a las radiaciones, sumamente dañinas para los humanos.  Las eyecciones de masa cororal (CME) producidas por los eventos relacionados con partículas solares, son uno de los riesgos propios del impredecible clima cósmico.

Es sabido desde hace décadas que el contacto prolongado de la radiación puede producir en un cuerpo de un ser humano daños a la salud a largo plazo. Es por eso que uno de los experimentos contenidos en la nave Cygnus, el AstroRad Vest, tiene como objetivo contribuir en la mitigación de dichos efectos en los astronautas de la NASA.

La primera impresora en 3D para la órbita espacial (techcrunch)

Reciclaje en gravedad cero

Una compañía de origen estadounidense que encuentra enfocada en el desarrollo de pequeñas unidades de producción espacial, Made In Space, participará también en la misión Antares y enviará un experimento que se tiene proyectado que supere sus logros en materia de impresión 3D en el espacio exterior.

El objetivo es que en esta ocasión se logré reciclar los materiales impresos en 3D en el espacio por la compañía, que puedan ser divididos en pequeños polímeros y sean convertidos en filamentos plásticos que puedan ser utilizados nuevamente para imprimir otras herramientas o instrumentos necesarios, sin la dependencia de los suministros terrestres.

 

 

Botón volver arriba