fbpx

Detectan unas brillantes luces verdes y azules en una galaxia que desaparecen a los pocos días

Esta semana, a través de un comunicado de la NASA, se ha dado respuesta a la incógnita surgida a raíz de un fenómeno captado por el observatorio espacial NuSTAR. El evento ocurrió mientras el telescopio de rayos X de la agencia observaba la galaxia NGC 6946 -también conocida como ‘Fireworks‘- la cual mostró unos estallidos de luz de color verde y azul brillantes, que desaparecieron días después.

Se trata de la ULX-4, una fuente de rayos X ultraluminosos (ULX) y la cuarta identificada en esta galaxia. De acuerdo a los informes, desapareció repentinamente a los diez días tras la primera observación. Además, los astrónomos aseguran que no puede tratarse de una supernova porque no detectaron luz visible.

La fuente de rayos X ultraluminosos, ahora llamada ULX-4, en la galaxia ‘Fireworks’ (NASA).

De acuerdo a Hannah Earnshaw, autora principal de la investigación, se considera que este es un tiempo bastante corto para que un objeto tan brillante aparezca; por lo general, los cambios en estos fenómenos astronómicos son más graduales a medida que pasa el tiempo.

Teorías que manejan los científicos

Entre las teorías que manejan los investigadores, la más probable es que se trate de un agujero negro que se esté «alimentando» de otro objeto estelar, como una estrella. Esto se debe a que la gravedad del agujero negro podría separar al astro que se acerque mucho. Así, los residuos que quedan en la órbita cercana al primero, se mueven rápidamente y se calientan a una temperatura muy alta de millones de grados centígrados, provocando la emisión de rayos X.

Según los astrónomos, es probable que un agujero negro consumiera a algún otro astro resultando así la ULX-4 (NASA).

Como gran parte de los agujeros negros consumen a estos cuerpos celestes por un período bastante extenso, las luces ultraluminosas tienden a durar más. Sin embargo, la ULX-4 se considera rara por su posible origen, así como «transitoria» por su corta duración.

Por otro lado, los astrónomos también manejan la teoría de que se trate de los restos de una estrella de neutrones; principalmente, porque estas extraen materia que transforman en escombros y mueven con rapidez, misma situación que pasa con los agujeros negros.

Botón volver arriba