fbpx

Facebook bloqueó accidentalmente un idioma completo

La situación causó a alarma en grupos de personas que hablan idiomas minoritarios

El 16 de enero, los usuarios de Facebook recibieron un mensaje de error cuando publicaron en Jinghpaw, un idioma hablado por la etnia Kachin de Myanmar y escrito con un alfabeto romano. «No pudimos publicar esto. Toca para obtener más información», decía el mensaje. Al hacer clic, apareció un segundo: «No se pudo procesar su solicitud. Hubo un problema con esta solicitud. Estamos trabajando para solucionarlo lo antes posible».

Un representante de Facebook dijo que el problema fue causado por «un error en nuestra infraestructura de idiomas» y coincidió con el lanzamiento, el mismo día, de un modelo de identificación de idiomas actualizado que admite diez nuevos idiomas, incluido el Jinghpaw. El representante dijo que Facebook solucionó el problema a las pocas horas de recibir los informes el 17 de enero.

(Shiga Kachin News Group)

Pero aunque la desactivación de Jinghpaw no fue un movimiento activo de censura, alertó a muchas personas de Kachin de que Facebook tenía la capacidad de identificar su idioma, un pensamiento alarmante para el grupo minoritario asediado. Esa comprensión ha provocado una reacción visceral del Kachin, y provocó nuevas llamadas para que la compañía sea más transparente sobre su tecnología y las formas en que se utilizará.

Para los Kachin, una minoría predominantemente cristiana que vive en el estado más septentrional del país de mayoría budista, los sentimientos de opresión son fuertes. El gobierno de Myanmar no reconoce oficialmente la bandera nacional de Kachin ni permite que se levante en eventos patrocinados por el estado, reemplazándola con su propia versión.

En los últimos dos años, cinco activistas de Kachin fueron encarcelados en casos relacionados con la libertad de expresión, y en septiembre, el ejército de Myanmar amenazó con presentar cargos, que luego se retiraron, contra un influyente reverendo bautista de Kachin después de que le dijo al presidente Trump que los cristianos en Myanmar estaban siendo «oprimidos y torturados por el gobierno militar de Myanmar».

Botón volver arriba